¿Adiós a la prensa dominical británica?

¿Los venerables dominicales británicos serán dentro de poco piezas de hemeroteca? ¿Les habrá llegado la hora a The Sunday Times , The Sunday Telegraph, o al mismísimo The Observer que, fundado en 1791, es el dominical más antiguo del mundo?

Según cuenta el diario francés Le Monde, bien podría ocurrir así, si las tendencias actuales se confirman. A causa de la caída en las ventas y de un severo recorte en la inversión publicitaria, las empresas editoras de los dos últimos han decidido poner remedio de manera drástica: The Sunday Telegraph y The Observer están dejando de tener redacción propia y, en su lugar, están convirtiéndose en simples ediciones de domingo elaboradas por la redacción que publica sus diarios hermanos a lo largo de la semana (es decir, Daily Telegraph y The Guardian, respectivamente).

La reestructuración está resultando traumática. El director de The Observer, Roger Alton, ha sido despedido hace unos días por la empresa, tras negarse a aplicar los planes de fusión de redacciones. Y es que la cosa no es fácil. En este caso, se trata de sumar peras con manzanas: a pesar de que pertenecen a la misma empresa, The Observer es un periódico de centro-derecha y The Guardian tiene una ideología de izquierdas. Salvando las distancias, sería algo parecido a que el grupo Planeta decidiera unificar las redacciones de La Razón y el catalán Avui.

Atención a esta tendencia. Tal vez en los próximos tiempos comencemos a ver cada vez más grupos editores que, urgidos por las estrecheces económicas, comienzan a implantar reestructuraciones salvajes -vean el caso de Journal de Quebec-, bajo la denominación eufemística de «convergencia».

Profesor de periodismo e investigador sobre medios digitales en la Universidad de Navarra. Twitter: @rsalaverria

Posted in general
2 Comments » for ¿Adiós a la prensa dominical británica?
  1. Toni Piqué dice:

    Algunos aún quieren resistir: el Sunday Mirror emprende reformas en breve y sus editores no piensan «desaparecerlo» ni «convergerlo».
    Crucemos los dedos.
    De todos modos, esos «semanarios» son (todavía) una bendita anomalía en el panorama de la prensa occidental. Su desaparición como tales será una pena para la profesion: la supervivencia de los dominicales británicos «serios» se basa en obtener exclusivas de grueso calibre (nada de conspiraciones). La eliminación o «convergencia» de esas redacciones se llevará por delante a los mejores «getters», como llaman a los reporteros sabuesos en Londres.

  2. el mismo dice:

    Veo que he escrito profesion. Es profesión.
    Es la convergencia de las palabras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*